banderas-graduacion-lasalle.jpg 

 
 
 

Gente que ama.

Por Marina De Cherade De Montbron Magrez, graduada en Fisioterapia. Promoción 2019.

 

Mi padre quería que fuéramos unos niños perfectos. Fracasó.

Durante mucho tiempo me pregunté si admitir esta realidad era más duro para él o para mí. Hoy pienso que la clave no está en ser perfecto.

Autoridades académicas, queridos familiares, amigos, profesores, y cómo no, compañeros de clase o mejor dicho de profesión;

Todo lo importante ocurre entre personas. No hay una cosa en la vida que no hagamos por los demás. Aunque no siempre seamos conscientes de ello.

Wattu, era un niño triste, solo, e inseguro que conocí en Indonesia, donde estuve unos meses de voluntariado. Mirad, yo en castellano me puedo defender. Aunque ya me habréis pillado un acentito. Pero indonesio, no hablo, os lo aseguro. Sin embargo, no recuerdo en mi vida, haber establecido una comunicación tan pura y tan clara como la que tenía con aquel niño. Ese tipo de comunicación que tenemos entre hermanos, o amigos de toda la vida, como cuando uno la va a liar, y el otro le contesta con la mirada "ni se te ocurra".

Pues así de conectados estábamos Wattu y yo. Porque a pesar de las condiciones de vida que tenía, como muchos niños en estos países, tenía una cara preciosa que me contaba todas sus emociones. Y una sonrisa sincera que iluminaba todos sus momentos felices. No ha habido otro momento en mi vida, en el que me haya sentido mejor que haciendo feliz a Wattu. Porque yo, amaba a aquel niño.

Intenté compartir con mis amigos y familiares esta experiencia de haber vivido un sentimiento de amor puro. Pero no me entendían. Porque no conseguía explicarles lo que había vivido. Y me frustraba mucho. Entonces reflexioné sobre esta sensación. Y hablando con un amigo, llegamos a la conclusión de que cada persona es un imán. Compartimos fragmentos de identidad con los demás. Y la fuerza del campo magnético que resulta de la atracción de los polos, pertenece a los 2 imanes. La gente con quien comparto fragmentos de identidad es parte de mi. Buscamos amor para sentirnos enteros. Ser uno con otros. Porque así esta hecho el ser Humano. Cuando alguien a quien amamos se va, el vacío que deja no solo es el silencio y la ausencia. El vacío está dentro de nosotros, donde faltan los fragmentos de identidad que se han marchado con esta persona.

Necesitamos de los demás para crear nuestro campo magnético.
Necesitamos de los demás para construir la vibración que nos llena.

"El amor es la única respuesta satisfactoria al problema de la existencia humana", dijo Eric Fromm. ¿Que sería de un mundo sin amor? Nos levantaríamos cada mañana con las mismas ganas? Cómo mediríamos el éxito en nuestra vida? Tendría sentido todo lo que hacemos?

A la gente le encanta hacer chistes sobre el amor, o hacer como si no existiera, o hacer cualquier otra cosa que le quite importancia. Porque la realidad es que este tema nos hace sentirnos incómodos. Porque es la única energía que no podemos manejar a nuestro antojo. Y eso, nos da miedo.  

Pero no tiene por qué. Las personas que son parte de nuestro campo magnético son lo más importante que tenemos. No pasa nada por admitirlo. No pasa nada por hacer lo mejor para ellas. No pasa nada por sentir que vivimos por ellas.

Mi padre quería que fuéramos unos niños perfectos. Fracasó. Y hoy sé que quiso hacer lo mejor por nosotros.

Queridos compañeros , no seamos perfectos. Porque eso no es lo más importante. Seamos gente que ama. No dejemos que nuestra profesión oculte lo que de verdad importa. Porque: ¿Qué es la profesión? La profesión no es un imán. No interactúa con la energía del campo magnético. De hecho, no existe el amor a la profesión. Porque la profesión no existiría si no existieran las personas, que son las que dan sentido a todo lo que hacemos.

Queridos compañeros, hoy nos hemos sentado aquí como estudiantes. Pero nos vamos a levantar como profesionales. Tal vez imperfectos,  pero dispuestos a hacer las cosas de una manera nueva. Dispuestos a ser gente que ama sin ningún tipo de vergüenza.

Queridos compañeros, seamos gente que ama.

firma-marina.jpg 

 

© 2019 Marina De Cherade De Montbron Magrez. Esta obra está protegida por las leyes que regulan la propiedad intelectual. Está prohibida la transmisión, distribución, tratamiento, reproducción o almacenamiento, total o parcial de esta obra, salvo previo y expreso consentimiento por escrito de la autora.